jueves 24 de septiembre de 2020
El tiempo - Tutiempo.net
RADIO EN VIVO

HOMICIDIO: En el caso Baragna el acusado relató como la mató

El acusado de haber asesinado a Soledad Bargna en 2009 en su departamento del barrio de Caballito confesó hoy que la mató, pero dijo que fue porque ella lo atacó con una botella y un cuchillo luego de que él se negara a continuar una relación que mantenían, dato que hasta ahora nunca había mencionado.

Se trata de Marcelo Pablo Díaz, quien aceptó declarar ante el Tribunal Oral en lo Criminal 26 en la primera jornada del juicio oral que se realiza por el homicidio y la tentativa de violación de la joven.

El imputado utilizó una estrategia de defensa que consistió en “ensuciar” a la víctima, según dijeron fuentes judiciales.

“Me declaro culpable del delito de homicidio, pero Soledad no fue abusada”, dijo Díaz al comenzar a hablar ante los jueces y agregó: “Quiero que me condenen, pero por lo que hice, estoy muy arrepentido”.

Luego, detalló que con su vecina Soledad mantenía “una relación”, un dato que hasta ahora nunca había dado a conocer, y que el día del crimen ambos discutieron porque la joven había dejado al novio y él le dijo que quería arreglarse con su mujer y no quería continuar con ella.

“Nos dimos unos besos, ella apareció sin la parte de abajo de la ropa”, relató Díaz, mientras los padres de la víctima, Guillermo y Victoria Bargna, comenzaron a murmurar y luego a llorar y a abrazarse entre ellos.

Díaz afirmó que luego “ella se enojó mucho”, tras lo cual le rompió una botella una cara.

“Le pegué, me quedé agachado, ella estaba con un cuchillo en la mano y me empezó a pinchar en el cuello. Me clavó el cuchillo en la mano y me la atravesó, me lo saqué de la mano y se lo clavé a ella”, aseguró el acusado ante la sorpresa de todos los presentes en la sala.

Guillermo Bargna, padre de la joven, afirmó estar “muy dolido” porque todo lo que dijo el acusado de matar a su hija, a quien calificó como “un reverendo hijo de p…”.

“Si me dejo llevar por mis sentimientos lo mataría con mis propias manos y hoy, por unos minutos, tuve esa misma sensación”, manifestó el hombre en la puerta de los tribunales donde se realiza el juicio.

El hecho ocurrió a las 10.30 del 22 de mayo de 2009 en un edificio ubicado en Honorio Pueyrredón 832, de Caballito.

El encargado y algunos vecinos escucharon gritos y portazos en el palier del sexto piso, donde vivía la familia Bargna y en aquel momento sólo se encontraba Soledad, de 19 años y estudiante de diseño gráfico.

Soledad fue hallada asesinada de al menos 10 puñaladas dentro de su departamento y Díaz, que vivía en el quinto piso, apareció ensangrentado y dijo que había escuchado el grito de la chica y había subido a auxiliarla porque ladrones la estaban asaltando.

Díaz fue trasladado al Hospital Durán con algunos cortes que los investigadores creen que se los hizo en la lucha con su víctima o se los autoinflingió para dar crédito a su coartada.

Las sospechas en torno a Díaz comenzaron a crecer cuando la Policía descubrió que era un convicto condenado a 12 años por una violación y que aquella mañana tenía una salida transitoria en el departamento donde vivían su mujer y su hija de 8 años.

Cuando los detectives requisaron el departamento de Díaz, encontraron la televisión encendida con una película pornográfica reproduciéndose en el equipo de DVD y a raíz de varias evidencias, quedó detenido por el homicidio.Por Luis Sangiorgio

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.