viernes 17 de mayo de 2024 22:07:02

LAS CINCO CLAVES PARA ENTENDER LA DISCUSIÓN ENTRE MERCADO LIBRE Y LOS BANCOS TRADICIONALES

La denuncia de Modo, la billetera de los bancos, ante Defensa de la Competencia endureció el conflicto y pone al Gobierno frente a un dilema complejo de resolver

La enésima pelea entre Mercado Libre, el paradigma de las fintech, y Modo, la billetera creada por la banca tradicional para competirle, en este caso por la implementación de la interoperabilidad de los pagos QR con tarjeta, promete transformarse en la batalla final. La denuncia ante la Comisión Nacional de Defensa de la Competencia presentada por Modo y la dura respuesta que Mercado Libre dejó conocer anoche permiten entrever un conflicto que va muchísimo más lejos de la forma en que los argentinos usan sus billeteras digitales y sus tarjetas de crédito. Hay cinco claves ineludibles para entender el conflicto.

Por qué los bancos denunciaron a Mercado Libre. La pelea entre los bancos y Mercado Pago es de larga data. Pero en este caso, se disparó porque la empresa no “abre” su red de QR, la más importante del país. La interoperabilidad ya funciona, y con éxito, cuando el pago QR se hace con transferencias de cuenta a cuenta. Pero el conflicto aparece porque un comercio que tiene un QR provisto por Mercado Pago, solo acepta pagos con tarjeta vía QR si el plástico está cargado en una billetera de Mercado Pago y los rechaza si el cliente tiene cargada su tarjeta en billeteras bancarias, como Modo o Cuenta DNI. Una norma del Banco Central termina con esa exclusividad para Mercado Pago y la obliga a abrir su red a Modo y a cualquier otra billetera. Tras varias prórrogas, decidió que entre en vigencia el 30 de abril. Pero en los hechos, eso no sucedió.

Sobre el final de ese plazo, Mercado Pago accedió por pedido del BCRA a entregar sus credenciales de seguridad a Modo y alegó que con eso estaba cumpliendo la norma. Pero una fuente de Modo lo desmiente: “Cuando una billetera escanea un QR accede a una API en la que encuentra los datos para realizar un pago con los diferentes medios de pago habilitados. Hoy esa API solo expone los datos para hacer un pago con transferencia pero no con tarjetas. Entonces, si bien tenemos las credenciales para ejecutar un pago con tarjetas en la plataforma Mercado Pago, los QRs no admiten hoy pagos con Modo u otras billeteras”.

“No denunciamos posición de dominio. Uno puede tener una empresa muy exitosa, muy grande. El problema es qué se hace con esa posición y si se excluye a la competencia en detrimento de los usuarios, como pasa con Mercado Libre. Eso es ilegal” (Santiago Eraso Lomáquiz, Modo)
No obstante, en el medio de esa discusión tecnológica, ambas partes admiten que el núcleo del problema es económico: no hubo acuerdo en la comisión que Mercado Pago aspira a que cada banco emisor de una tarjeta le pague cada vez que se utilice su lector QR.

Los bancos fueron mucho más allá de los pagos QR con tarjeta interoperables. Tras ese desacuerdo, Modo decidió ayer realizar la denuncia contra Mercado Pago en la Comisión Nacional de Defensa de la Competencia (CNDC). Pero la presentación fue muchísimo más allá de la interoperabilidad de los pagos QR, un negocio relevante para el sector de los medios de pago pero que no lo es todo. Los bancos avanzaron sobre muchas otras áreas de actividad de la empresa de Marcos Galperin.

La presentación de los bancos puntualizó “cinco comportamientos anticompetitivos encuadrados en las figuras de abuso de posición dominante de tipo exclusorio” por parte de Mercado Libre que violan la legislación de Defensa de la Competencia. Son la negativa a pagar en su marketplace con billeteras digitales competidoras a Mercado Pago; la negativa a aceptar servicios de cobro competidores, “atando las ventas de comercios” a los servicios de Mercado Pago y la obligación para compradores y vendedores en Mercado Libre de abrir una cuenta exclusiva en Mercado Pago.

Las dos restantes son dos puntas del mismo hilo en la negativa a la interoperabilidad del QR: Mercado Libre impide que las billeteras competidoras de Mercado Pago paguen con sus QR y también se niega a que los usuarios de Mercado Pago puedan pagar en lectores QR provistos por otras empresas.

De esta forma, tal como se sinceró ante Infobae un conocedor del mundo fintech, “los bancos se pusieron los pantalones largos, tal vez mirando el antecedente de México, donde Mercado Libre también es investigado por temas de defensa de la competencia. Había una discusión por comisiones y los bancos tiraron una bomba atómica”.

Santiago Eraso Lomáquiz director de Legales, Compliance y Asuntos Públicos de Modo, dijo que el tema del QR ” es uno de los cinco puntos que encontramos, es un quinto de la denuncia”. El abogado no descartó que Defensa de la Competencia encuentre otras situaciones irregulares y aclaró que la denuncia no es contra la posición de liderazgo de la compañía: “No denunciamos posición de dominio. Uno puede tener una empresa muy exitosa, muy grande. El problema es qué se hace con esa posición y si se excluye a la competencia en detrimento de los usuarios, como pasa con Mercado Libre. Eso es ilegal”

-La acusación más grave contra Mercado Pago: la integración vertical. “Los usuarios del marketplace de Mercado Libre se ven insalvablemente obligados a utilizar única y exclusivamente los servicios de Mercado Pago, tanto la billetera como la cuenta, para pagar o cobrar –con las altas comisiones asociadas a ello–, o utilizar los servicios de procesamiento de cobros de la propia empresa o alguna de sus subsidiarias integradas verticalmente, en efecto “atando” la transacción de Mercado Libre a una transacción de Mercado Pago”.

Allí reside el punto más fuerte contra la compañía del hombre más rico de la Argentina. Esa “integración” se produce cuando una empresa empieza a desarrollar una actividad que estaba en manos de un tercero o de un competidor y ocupa varios eslabones de la misma cadena. En el caso de Mercado Libre, es claro: si quiero vender o comprar en su plataforma, tengo que pagar con Mercado Pago, sin otra opción.

En su comunicado, Mercado Libre trajo a la memoria a Prisma, la empresa adquirente que poseían los bancos antes de que el Gobierno de Mauricio Macri (justamente, tras un investigación de Defensa de la Competencia) dispusiera su venta em 2019 a otros jugadores y el inicio de la multiadquierencia, con muchas empresas que ofrecen el servicio de cobro a los comercios. “Es llamativo que en 2020, los mismos bancos armaron otra empresa (Modo) con idénticos objetivos para evitar competir entre sí”, señaló.

El ex vicepresidente del BCRA, Lucas Llach, señaló ayer en redes sociales: “Coincido con el tema QR, pero hay que tener agallas para que la denuncia la haga Modo, la única app del país que tiene ‘open banking’ (ver y operar cuentas de todos los bancos) gracias a su integración vertical”.

La acusación de “atar” la venta de productos también genera dudas viniendo de los bancos, acostumbrados a obligar a sus clientes a contratar un producto para utilizar otro, como la apertura de una cuenta para contratar un seguro, un préstamo y hasta una caja de seguridad. O bien a vender “paquetes” integrados por por servicios que, en muchos casos, los clientes no necesitan.

-El usuario todavía no puede aprovechar la interoperabilidad full para pagar. Por ahora, el comercio que tenga un QR de Mercado Pago recibirá pagos QR con tarjetas exclusivamente desde billeteras de Mercado Pago. Quienes quieran pagar con sus tarjetas cargadas en Modo, solo podrán hacerlo en comercio que no tengan Mercado Pago como proveedor de servicio de cobro.

Desde Modo destacan que el único de esos proveedores con el que no pudo cerrar un acuerdo es Mercado Pago. Por lo tanto ya habilitó la interoperabilidad para pagar vía QR con tarjetas con casi todos los demás: Fiserv, Payway, Nave, Pluspago, +Pagos, Sipago y Viumi.

En el terreno de las transferencias cuenta a cuenta, tanto entre bancos (CBU) como fintech (CVU) seguirá rigiendo la interoperabilidad: todos los QR reciben pagos desde todas las billeteras.

-El Gobierno se enfrenta a un dilema. ¿Qué actitud tomará ante un conflicto que enfrenta a uno de los principales empresarios del país, de indudable cercanía con el Presidente Javier Milei, con la totalidad de los bancos de la Argentina? Pocos días atrás, en medio del conflicto con las prepagas, el ministro de Economía Luis Caputo dijo que el Gobierno no controla precios, sino conductas. En ese caso, se quiso dejar en claro que no había intención de fijar tarifas sino de detectar una eventual cartelización. En el tema QR interoperable, el BCRA se desentendió de fijar una comisión para cada una de las partes a través de una regulación, cómo sí ocurrió años atrás con los pagos QR vía transferencia. El BCRA dejó que las partes negocien un acuerdo que nunca se produjo y el conflicto escaló hasta llegar a esta denuncia.

“Es llamativo que en 2020, los mismos bancos de Prisma armaron otra empresa (Modo) con idénticos objetivos para evitar competir entre sí” (Mercado Libre)
Con el BCRA alejado de la escena y un vínculo roto entre las partes, la decisión recae en la CNDC que no tiene plazos inmediatos para fijar posición. La presentación de Modo incluye el pedido de que la Comisión dicte una medida cautelar para poner fin de manera inmediata a las cinco “comportamientos anticompetitivos”. No hay ninguna certeza de que acceda a ese pedido.

Dentro del abanico de resoluciones, y mientras analiza el fondo de la cuestión, la CNDC podría obligar a Mercado Libre a “abrir” su QR mientras se negocia un acuerdo comercial entre las partes, algo que el BCRA ya intentó hacer, aunque sin éxito.

La réplica de Mercado Libre también le pone más picante al rol de la Comisión. En su comunicado de anoche, no solo rechazó las acusaciones sino que afirmó que Modo “está siendo investigada por cartelización y discriminación por la Comisión Nacional de Defensa de la Competencia (CNDC); por impulsar prácticas que afectan a la industria fintech y a millones de consumidores; por limitar las transferencias desde cuentas bancarias (CBU) hacia cuentas virtuales (CVU) y por repetir prácticas que la CNDC ya había considerado anticompetitivas en el caso de Prisma, el más relevante en materia de competencia de las últimas décadas”. Tal vez otro caso de relevancia igual o superior esté comenzando.