26 de noviembre de 2022

EL KIRCHNERISMO ACELERA EL PLAN PARA SOBREVIVIR ELECTORALMENTE EN LA PROVINCIA DE BUENOS AIRES

El regreso de la mesa política que el Frente de Todos activó esta semana en territorio bonaerense tiene como uno de sus objetivos retener la Provincia el año que viene

“Blindar el conurbano”. Fue lo que se repitió tras la cumbre que esta semana una parte importante del Frente de Todos bonaerense -y con peso nacional- llevó adelante en la Gobernación, con Axel Kicillof como anfitrión. Otro punto de la reunión -que se extendió casi cinco horas- tuvo que ver con la necesidad de que vuelva el diálogo entre los actores más importantes de la coalición: Alberto Fernández y Cristina Kirchner. Algo que la mayoría de los integrantes de la mesa política Frente de Todos saben que no ocurrirá y que tanto el presidente como la vice no tienen demasiadas intenciones de reflotar. Infobae dio cuenta de la autonomía y “resurgir” que en las últimas semanas rodea a Fernández, sin certezas de cuál será el impacto en el FdT.

Entonces lo que queda para quienes tienen poder territorial es retener sus distritos y “ayudar” a ir por más. Esa tarea se da en la provincia de Buenos Aires que contiene el 37% del padrón nacional, con la Primera y Tercera sección electoral como estandarte. Por eso, quienes participaron del encuentro en La Plata el miércoles último son los que tienen a mano las herramientas para plantarse en la campaña 2023. Si bien también hubo pedidos internos que tienen que ver con la gestión bonaerense que encabeza, Axel Kicillof, -con exigencias al propio mandatario y viceversa- los intendentes convertidos circunstancialmente en ministros nacionales o provinciales abonan el objetivo del blindaje, repliegue, supervivencia, para demostrar, en definitiva, que el kirchnerismo junta los votos donde están.

Faltó una pata importante en la reunión que se celebró en La Plata: el ministro de Economía y líder del Frente Renovador (FR), Sergio Massa, que en la provincia de Buenos Aires también tiene su núcleo político. El espacio que conduce Massa gobierna los municipios de San Fernando, General Alvarado, Las Heras, Chascomús, San Andrés de Giles, Presidente Perón, General Pinto; además de los distritos Las Flores, Villarino o Necochea, también aliados al FR, pero tiene representantes en las ocho secciones electorales con diputados y senadores bonaerenses.

El gobernador, Axel Kicillof; el presidente del PJ bonaerense Máximo Kirchner y el Jefe de Gabinete bonaerense e intendente en uso de licencia de Lomas de Zamora, Martín Insaurralde, mantienen diálogo habitual con el titular de Economía, que supo integrar el año pasado las llamadas “Mesa de los lunes”, un formato que parece volver a activarse. Es que tras el encuentro de este miércoles, también se definió que los encuentros tengan cierta regularidad al menos hasta que inicie con fuerza la campaña electoral. En cuanto a la tarea de Massa el acompañamiento es pleno. Incluso, Larroque dijo este sábado en declaraciones a AM750 que el ministro de Economía “agarró un fierro caliente”, y que eso “hay que reconocerlo”.

Massa, De Pedro, Kicillof y Máximo Kirchner Massa, De Pedro, Kicillof y Máximo Kirchner

Nadie va a intervenir para que Fernández y Kirchner retomen el diálogo, pese a que haya dirigentes que participaron del encuentro en La Plata y oscilan entre ambos sectores por gestión y construcción política. Puntualmente el ministro de Desarrollo Territorial y Hábitat, Jorge Ferraresi y de Obras Públicas, Gabriel Katopodis. “De ninguna manera son designados, embajadores, intermediarios, ni nada de eso”, aclararon desde el entorno de uno de los ministros en cuestión, pese a que ambos sigan hablando de que Alberto Fernández y Cristina Kirchner compartan preocupaciones y visiones.

“Hay que ganar aunque sea por un solo voto, haya PASO o no”, repiten en La Plata donde empiezan a plantear un escenario adverso, sobre todo si las elecciones fueran hoy. Un síntoma que meses atrás era relativizado: pensar que el kirchnerismo de la provincia de Buenos Aires pueda perder en el bastión más fuerte que tiene, con un candidato que -presumiblemente- será el actual mandatario provincial, Axel Kicillof.

Ante este diagnóstico, Kicillof y sus colaboradores ordenaron empezar a trazar el camino hacia la elección del año que viene también en los municipios donde el Frente de Todos no gobierna. Más allá de pedirle a los poderosos intendentes del conurbano que busquen voto por voto, se busca trazar un plan para el interior bonaerense, donde hoy el radicalismo y el PRO en el grandes ciudades -La Plata, Mar del Plata, Bahía Blanca, Olavarría, Junín- gobiernan.

Fernanda Raverta, titular de ANSES, buscará la intendencia de Mar del Plata, donde hoy gobierna el PRO Fernanda Raverta, titular de ANSES, buscará la intendencia de Mar del Plata, donde hoy gobierna el PRO

El mismo día de la reunión entre Kicillof, Kirchner, Insaurralde; los ministros nacionales, Gabriel KatopodisJorge Ferraresi; sus pares provinciales Andrés Larroque (Desarrollo de la Comunidad), Cristina Álvarez Rodríguez (Gobierno), Leonardo Nardini (Obras Públicas) y los intendentes Alberto Descalzo (Ituzaingó), Fernando Espinoza (La Matanza), Federico Achával (Pilar); además de los que están en uso de licencia Mariano Cascallares (Almirante Brown), Ariel Sujarchuk (Escobar) y Gustavo Menéndez (Merlo), Álvarez Rodríguez, la ministra de Comunicación Jesica Rey, el presidente de la Cámara de Diputados Federico Otermín y el jefe de asesores de la Provincia y mano derecha del mandatario provincial, Carlos Bianco, mantuvieron una reunión de gestión y política con referentes del Frente de Todos de la Sexta sección electoral.

Allí, escucharon inquietudes de los dirigentes locales que el año que viene representarán al Frente de Todos en una región cuesta arriba en términos electorales para el oficialismo. Los funcionarios provinciales hicieron un repaso de las obras y acciones que la Provincia lleva adelante en el interior bonaerense. Plantearon también no enfrascarse en las disputas dirigenciales y bajar un mensaje claro en sus distritos de lo hecho hasta al momento. Además de la Sexta, ya hubo reuniones con referentes de la Cuarta sección electoral y restan la Segunda, Séptima y Quinta: esto es norte, centro y este de la provincia de Buenos Aires.