domingo 7 de marzo de 2021 ūüēí 05:05:04
El tiempo - Tutiempo.net

LIBIA: Fuerzas aliadas derribaron un edificio del palacio de Gadafi

Por segunda noche consecutiva Tr√≠poli ha sido objetivo de los ataques de la alianza internacional que pretende frenar los abusos de Muamar Gadafi sobre su poblaci√≥n. Pasadas las ocho de la tarde locales (una hora m√°s en la Espa√Īa peninsular) comenzaron a o√≠rse explosiones acompa√Īadas de un resplandor. Luego r√°fagas de disparos seguidos de unas luces rojas que surcaban el cielo. Esta vez no hab√≠a escudos humanos. Nadie los esperaba. Los j√≥venes que se hab√≠an colocado frente a algunos objetivos militares en la noche del s√°bado para protegerlos salieron corriendo en cuanto se supo que algunas bases de Tr√≠poli estaban siendo atacadas. Poco despu√©s, una columna de humo comenz√≥ a salir de Bab al Azizia, el complejo palaciego en el que reside Gadafi a las afueras de la capital. Inmediatamente el r√©gimen cogi√≥ a un pu√Īado de periodistas y lo llev√≥ a ver los destrozos. Un edificio administrativo de cuatro plantas, a 50 metros de la jaima en la que el coronel recibe a sus invitados, hab√≠a quedado reducido a polvo, aparentemente por un misil crucero.El golpe no solo tiene un fuerte valor emotivo (el complejo de Bab al Azizia es uno de los s√≠mbolos del r√©gimen desde que Reagan lo bombarde√≥ en 1986), sino que conjuga mal con lo que hab√≠a asegurado poco antes un responsable del Pent√°gono, el vicealmirante William Gortney, que insisti√≥ en que el objetivo de la coalici√≥n no es en ning√ļn caso abatir al dictador. En unas conversaciones con la prensa a bordo del avi√≥n que le lleva a Rusia para una gira de tres d√≠as, Robert Gates, el secretario del Departamento de Defensa de EE UU, abund√≥ en la idea de que “ser√≠a insensato” matar a Gadafi, igual que ser√≠a insensato hacer cualquier cosa que se saliera del plan inicial de crear una zona de exclusi√≥n a√©rea. “Si comenzamos a a√Īadir objetivos adicionales creo que crearemos un problema”, afirm√≥, refiri√©ndose t√°citamente a que intentar descabalgar a Gadafi podr√≠a crear fisuras dentro de la coalici√≥n aliada.

La insistencia de Gates sobre este punto tiene una explicaci√≥n: horas antes el ministro de Exteriores brit√°nico, Liam Fox, hab√≠a dejado caer que Gadafi podr√≠a llegar a ser un blanco de los proyectiles de los aliados dependiendo de c√≥mo se desarrollaran los acontecimientos. EE UU niega con rotundidad ese prop√≥sito, lo que no quita que Reino Unido terminara reconociendo avanzada la madrugada que fue uno de sus submarinos el que atac√≥ la residencia presidencial porque era un “centro de control” desde el que el coronel dirig√≠a los movimientos de sus tropas.Los bombardeos de la coalici√≥n tambi√©n han tenido como objetivo zonas del oeste del pa√≠s en torno a Bengasi, la segunda ciudad Libia y feudo de los insurrectos. Hasta las primeras horas de la ma√Īana han ca√≠do proyectiles contra las fuerzas de Gadafi en alrededor de Ajdabiya, a unos 150 kil√≥metros de Bengasi, nudo estrat√©gico de carreteras cuyo control intentan retomar los rebeldes. “Ha habido ataques hasta primera hora de la ma√Īana. Los rebeldes atacaron sobre las tres de la ma√Īana y las fuerzas de Gadafi contraatacaron. Todav√≠a est√°n en la entrada este de Ajdabiya”, ha declarado a Reuters Ahmed al Tir, un miliciano rebelde desde Zueitina, cerca de Ajdabiya. Los rebeldes esperan m√°s ataques sobre las fuerzas leales al dictador y la llegada de suministros para avanzar sobre Ajdabiya.

Un alto el fuego dudoso

El comienzo del segundo d√≠a de ataques aliados en Libia fue confuso por culpa de una serie de altos al fuego y acusaciones cruzadas de violarlo o mentir sobre la sinceridad de la tregua. Concretamente, unos minutos despu√©s de que empezaran los √ļltimos ataques, un portavoz de las fuerzas armadas de Libia hab√≠a anunciado que el r√©gimen hab√≠a ordenado a todas sus unidades un alto el fuego inmediato. Esta medida se tomar√≠a, seg√ļn explic√≥, como respuesta a “las muertes de civiles” y “la destrucci√≥n de edificios civiles y militares”. Sin embargo, pr√°cticamente a la vez que hablaba el portavoz, las defensas antia√©reas de Gadafi empezaban a disparar desde Tr√≠poli. Estados Unidos se declar√≥ no demasiado conmovido por el anuncio del coronel y lo calific√≥ de “mentira” al tiempo que volv√≠a a lanzar sus aviones sobre objetivos militares libios. El asesor de Seguridad Nacional de Obama, Tom Donilon, defini√≥ las palabras de Gadafi como una sarta de falsedades.Fte.elpais.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.