sábado 15 de mayo de 2021 🕒 18:00:22
El tiempo - Tutiempo.net

DESDE EL GOBIERNO NACIONAL ADVIERTIERON QUE NO PERMITIRÀN MOVILIZACIONES QUE ENTREN EN BLOQUE A LA CAPITAL

Lo adelantó el secretario de Articulación Federal del Ministerio de Seguridad, Gabriel Fuks, antes de las nuevas restricciones por el coronavirus. Tras una semana en la que se registraron varias manifestaciones masivas en la Ciudad de Buenos Aires, y antes de definir las nuevas restricciones por el coronavirus, desde el Gobierno nacional advirtieron que no permitirán movilizaciones que “entren en bloque” a la Capital.

“No vamos a permitir movilizaciones que entren en bloque a la Ciudad. Hay situaciones de irresponsabilidad”, advirtió Gabriel Fuks, secretario de Articulación Federal del Ministerio de Seguridad.

“Le estamos pidiendo a las organizaciones una responsabilidad. No hay estado de sitio, pero lo que no se puede es no cumplir lo que cumplen los demás ciudadanos”, afirmó el funcionario en diálogo con Futurock.

“Esto vale para una protesta piquetera o para Patricia Bullrich en las murallas de Olivos haciendo su grito libertario”, agregó irónicamente en alusión a la titular del PRO, quien estuvo presente en el cacerolazo frente la quinta presidencial.

Además, expresó que para contrarrestar las marchas “se está planteando la necesidad de vacunación de la gente que está trabajando en las organizaciones y en los merenderos”. El ministro de Desarrollo, Daniel Arroyo, había coincidido en la necesidad de incluirlos dentro del personal estratégico.

“Si me preguntan a mí, me parece que corresponde porque hay actores que están lugares y situaciones complejas sosteniendo el tejido social en un momento difícil”, sostuvo el funcionario de extrema confianza de la ministra de Seguridad, Sabina Frederic.

En medio de la segunda ola, las crecientes demandas sociales que en los últimos días derivaron en marchas y cortes en la Ciudad representan un problema para la administración de Alberto Fernández, que se encuentra ante la disyuntiva que implica la necesidad de priorizar los cuidados sanitarios.

Este martes, la Ciudad se vio virtualmente sitiada: bajo la consigna “Unidad de Trabajadores ocupados y desocupados”, en distintas manifestaciones confluyeron sectores de izquierda, trabajadores aeronáuticos de LATAM, ferroviarios del Ferrocarril Roca, personal de salud de los hospitales Larcade, Garrahan y Clínica San Andrés, tercerizados de Edesur y Luz y Fuerza y docente, entre otros.

Los movimientos sociales que forman parte del Gobierno también cuestionan la velocidad del Ejecutivo para apaciguar la crisis, alertan por la caída de changas, falta de alimentos, reclaman lugares de poder en el Frente de Todos y exigen el regreso del IFE.

La intención del Gobierno a principios de abril, cuando el presidente dispuso las primeras medidas, era pactar una “tregua” con movimientos sociales para evitar manifestaciones. Sin embargo, más allá del refuerzo en materia alimentaria que dispuso el ministro de Desarrollo Social, Daniel Arroyo, las protestas se multiplicaron ante la crisis económica.
Más restricciones

Al hablar de las nuevas medidas que plantea el Gobierno para restringir aún más la circulación y reducir la cantidad de casos de coronavirus, Fucks reveló que la Ciudad “estuvo de acuerdo con cerrar los accesos a la General Paz en los horarios de restricción”.

Al ser consultado sobre la posibilidad de que se adelante el horario de restricción para circular —hasta el momento es de 20 a 6— el funcionario explicó que “está por definirse” y lo tiene que “rubricar el presidente”.

Fuks dijo que se trata de una medida que “ya funcionó hace un año, durante el período anterior, en el momento más duro de las restricciones”.

“Hay entre 20 y 25 accesos a la General Paz y salidas que estarían cerrados. Se restringiría así más aún la posibilidad de tránsito. Eso nos parece bien”, insistió.

Por otra parte, consideró que los nuevos acuerdos entre Nación, Provincia y Ciudad “son más sólidos en términos de control y coordinación de los que veníamos teniendo el último tiempo”.

En referencia al cumplimiento de medidas, dijo que “mejoró los últimos días”, aunque “los primeros días del DNU tuvimos varios problemas y un alto nivel de circulación”.

En ese sentido, cargó contra la Ciudad y los locales gastronómicos: “El DNU expresaba que el aforo adentro de los locales debía ser cero y eso se cumplió bajo”.
Comercios y habilitaciones

Aunque dependen del aval del Gobierno nacional, la Ciudad ya propuso una serie de nuevas restricciones para la próxima etapa, que arranca este sábado. Según confiaron altas fuentes de la jefatura porteña a Clarín, dos cambios concretos podrían ser el cierre de comercios desde las 18 (ahora rige desde las 20) y que la escuela secundaria pase completa a modo virtual.

Mientras se definan las nuevas medidas por el avance de la segunda ola de coronavirus, las autoridades analizan además por estas horas la posibilidad de rever algunos de los permisos para circular que rigen desde el 2020, en una medida que busca profundizar aún más los controles.

La novedad fue confirmada por el secretario de Justicia y Seguridad porteño, Marcelo D’Alessandro, que este miércoles mantuvo una reunión con la ministra de Seguridad nacional, Sabina Frederic, en la que acordaron los puntos principales que se modificarán a partir del fin de semana. Fte.Identidad Correntina