sábado 27 de febrero de 2021 🕒 04:12:41
El tiempo - Tutiempo.net

ECONOMÌA: JORNADA NEGRA LOS ADR SE HUNDIERON HASTA EL 15,1% Y EL RIESGO PAÌS ESTUVO CERCA DE LOS 3.000 PUNTOS

Al compás de los nuevos derrumbes que anotaron los principales mercados del mundo, el índice bursátil S&P Merval perdió un 4,3%, a 31.419,60 unidades, para acumular en el transcurso del mes una baja del 10,2%.

 Este miércoles las acciones sufrieron nuevos desplomes de hasta 15,1% en Wall Street y de 9,8% en la bolsa porteña, misma tendencia -aunque con menor variación- que siguieron los bonos, lo que hizo que el riesgo país rozara los 3.000 puntos, en la jornada en que el Covid-19 fue declarado como pandemia, mientras las mayores economías del mundo buscaban mitigar el impacto del virus.

Al compás de los nuevos derrumbes que anotaron los principales mercados del mundo, el índice bursátil S&P Merval perdió un 4,3%, a 31.419,60 unidades, para acumular en el transcurso del mes una baja del 10,2%.

Las pérdidas bursátiles en América fueron encabezadas por Wall Street (se hundió hasta 5,9% y el Dow Jones entró en mercado bajista) porque los inversores se mostraron escépticos del plan de estímulos del presidente Donald Trump para combatir el coronavirus. Los precios de los activos descuentan un escenario cada vez peor ya que a la expansión del virus se le sumó la pelea entre Rusia y Arabia Saudí sobre el petróleo, que cayó hasta 4% y quebró en el caso del WTI los u$s33 el barril.

En ese marco, los ADRs argentinos volvieron a registrar duros retrocesos, varios de dos dígitos, como Supervielle (-15,1%); BBVA (-14,4%); YPF (-11%); y Cresud (-10,3%).

En la bolsa porteña, las caídas fueron lideradas por los papeles del BBVA (-9,8%); Aluar (-9%); y Supervielle (-8,3%). Los más negociados fueron Galicia (-4,5%) e YPF (-7,4%). Las únicas alzas en el panel líder fueron para Telecom (+5,2%); y BYMA (+0,5%). Se negociaron unos $634 millones.

“Debemos hablar de pánico, tanto aquí como a nivel mundial. De hecho, no veíamos una caída así en los precios desde la crisis de 2008. Y en el caso del petróleo, desde los años ’90”, remarcó Matías Roig, director de Portfolio Personal Inversiones (PPI).

El derrumbe de las plazas externas llevó el lunes a pérdidas cercanas al 14% en el S&P Merval y al 8% en los bonos, con un rebote meramente técnico el martes que rápidamente fue absorbido con la apertura de los negocios del miércoles.

Riesgo país y bonos

El riesgo país argentino saltó un 4,8% (136 unidades) a 2.948 puntos básicos, nuevo máximo desde el 2005. A mediados de junio del 2005, el JP.Morgan hizo una modificación en la conformación de su índice por una reestructuración de la deuda soberana argentina, lo que hizo caer el nivel a casi 800 unidades desde un tope de casi 6.750 puntos.

La suba del índice fue producto de la caída de los bonos soberanos en dólares, que perdieron hasta un 7,2%, por la coyuntura internacional, como por los rumores de que la propuesta de reestructuración del Gobierno vendría con un 60% de quita sobre el capital, describieron en el mercado.

Así, las paridades promedio se ubicaron cerca del 36% -por debajo de lo mínimos de 38-39% registrados en los primeros meses del año.

Mientras tanto, los bonos en pesos cerraron mixtos, algo más demandados los ajustables por CER y más ofrecidos los floaters.

Esta semana, si es que se cumple el cronograma establecido, Economía debería hacer pública la propuesta a los acreedores, por lo tanto restan apenas 48 horas para tener más definiciones sobre el tema. De todas maneras, el presidente Alberto Fernández no descartó alguna alteración de las fechas preestablecidas, más allá que desde que el Gobierno están “muy tranquilos” y que siguen trabajado para calificar la sostenibilidad de la deuda argentina en conjunto con el Fondo.

“Ante la falta de señales por parte del Gobierno, la incertidumbre se maximiza y esto se refleja en el precio de los bonos soberanos”, indicaron desde Rava. “Hasta que no haya una propuesta sobre la mesa, el mercado especula sobre los posibles resultados de las negociaciones, en primer lugar, de la ley extranjera, que terminarían marcando el escenario para la deuda de legislación local”, comentó un analista.

Mientras tanto, algunos precios de la deuda y el nivel del riesgo demuestran técnicamente un default, justo en un escenario con temores a una recesión económica mundial por el coronavirus y las disputadas por el petróleo. Fte. Ambito

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.