17 de mayo de 2022

SALTA: SE PRESENTO LA FORMULA ROMERO OLMEDO PARA EL PRIMER TURNO DE 2015

Juan Carlos Romero y Alfredo Olmedo conforman la fórmula para que el massismo se imponga en el primer turno nacional, lo que marcará el termómetro político en el resto del país

olmedo_romero_saltaLa primera instancia electoral de 2015 se convirtió en una necesidad para todos los espacios políticos capaces de pelear por la sucesión de Cristina Fernández de Kirchner. Es por eso que el Frente Renovador preparó un importante acto para oficializar la fórmula para ganarle la Gobernación a la familia Urtubey.

Juan Carlos Romero y Alfredo Olmedo conforman la fórmula para que el massismo se imponga en el primer turno nacional, lo que marcará el termómetro político en el resto del país. Es por eso que este mediodía, en Salvador Mazza, dieron el puntapié inicial y formal a su campaña.

“Queremos llevar esperanza de progreso, seguridad, trabajo, de vivienda. No estamos haciendo promesas, decimos que vamos a trabajar en eso”, afirmó Romero, quien utilizó una particula comparación para demostrar cómo afianza su sector: “No le vamos a los decir a los jóvenes que deben acostarse a las 8 y rezar el Rosario”.

Sobre el pacto con Olmedo, buscó demostrar diferencias sustanciales con la Gobernación. “No quiero tener un frente de gente alienada, como sucede con el actual gobierno provincial”, advirtió antes de reconocer a su compañero de fórmula, quien prometió  recuperar los “valores de la familia, la palabra y la educación en las escuelas”.

En esa disputa, todos los municipios serán el eje de competencia entre los tres partidos con respaldo para la contienda, que comenzó a jugarse a mediados de año y tendrá, como debut oficial, el 12 de abril con la PASO. Además, una extensa lista de diputados, concejales y senadores serán parte de la disputa política en una compleja estructura provincial.

Once son los departamentos que renovarán senadores provinciales (Santa Victoria, Anta, Cerrillos, Iruya, La Candelaria, La Viña, Metán, Orán, Rivadavia, Rosario de la Frontera y San Martín), que le darán un nuevo aire al Senado, como la cámara baja provincial. Allí, quince departamentos tendrán legisladores titulares y suplentes.

Salta capital (9); Rosario de Lerma, General Güemes y Cerrillo (2); San Martín y Orán (3); La Caldera, La Candelaria, La Poma, La Viña, Los Andes y Molinos, San Carlos, Guachipas y Santa Victoria (1), serán el objetivo del Frente para la Victoria (FpV), el PRO y el Frente Renovador.

La capital, clave

El resultado 2013 encendió la alarma para el oficialismo. Castigado por el voto bronca que le dio al Partido Obrero 9 concejales, dejando más que preocupado al intendente oficialista, Miguel Isa –con cargo en la Federación Argentina de Municipios–, quedó desprotegido por la derrota de medio término. Desde ese momento, comenzó a sufrir la desventaja en el cuerpo deliberativo, hoy bajo la mayoría del espacio que integra el Frente de Izquierda y de los Trabajadores (FIT).

Por tener el mayor índice poblacional, junto a los departamentos de General San Martín, que tiene como referente a Tartagal, y el de Orán, con cabecera en la ciudad homónima, definen la elección. “Son los lugares más importantes”, admiten desde el Norte argentino. El denominado “Gran Salta”, que reúne a los distritos pegados a la principal ciudad, y tiene cerca de 700 mil habitantes, también es clave.

Pero cuando Juan Manuel Urtubey fue reelecto, y el justicialismo perdió algunas intendencias en manos de las colectoras, la lupa se puso sobre los aliados del PJ aunque la confluencia de sectores opositores le dieron un poco de aire a la administración central. “Urtubey ha cooptado a los Intendentes, aunque el recambio empieza a tentarlos”, le dijo a Letra P un armador del massismo de la capital salteña.

Por estas horas, con el pacto Romero–Olmedo oficializado, una encuesta de Management & Fit deja abierta la incógnita sobre lo que puede dejar la elección. Urtubey, con el 35.3 por ciento, apenas se aleja de los principales opositores, que manejan un 35.1 por ciento con la alianza bajo el paraguas massista.

“Estamos convencidos que no hay que hacer borrón y cuenta nueva ya que hay cosas que se hicieron bien en estos años”, propuso Romero, quien acelera su campaña para darle pelea al kirchnerismo.Fte.textualLetraP