martes 18 de mayo de 2021 🕒 11:40:07
El tiempo - Tutiempo.net

DEPORTES: En la pretemporada de fútbol empataron River y Estudiantes

503bd10f5e612_538x403No debe haber parámetro más traicionero que el primer partido del verano. Por eso River no podrá fiarse de la presentación en 2014. Es demasiado pronto, aún sin el ideal físico, y con demasiadas piezas de recambio. Para saber si es el mismo que penó en el final de 2013 tendrá que esperar otros compromisos. El clásico con Boca, el sábado próximo, por ejemplo. Sólo entonces podrá darse cuenta si la mejoría es tangible. Y lo mismo para Estudiantes. Hay destellos, fallas, buenas intenciones y despistes propios del receso en este 11. Los cuerpos recién se ponen en movimiento y se escuchan crujidos. Habrá que sacar algunas conclusiones, unas pocas, claro, pero mejor anotarlas con lápiz por si hay que borrarlas antes de lo pensado.

Están los entusiastas jóvenes, los que debutan con el escudo millonario, como Cabrera (20 años) y Mammana (17). Quedan los que desean sentirse como antes, como Ramiro Funes Mori, Aguirre, Rojas, Ferreyra y Fabbro. Se anotan los buscan un lugar, como Keko Villalva y Andrada. La fisonomía de Estudiantes, salvo por algún retoque en el futuro, se vuelve a la vista algo más parecida a la que será la versión por los puntos. Falta Verón, pero está Desábato. Ya sin la Gata Fernández, figuran en el ataque Jara y Carrillo. Gil Romero parece asentarse en el medio campo y Román Martínez persigue aquella dúctil imagen de Tigre. Van y vienen. No le escapan al desgaste hasta que les dan las piernas. No lucen, pero intentan no fallar los pases más fáciles. A veces pueden.

Sin un derroche de situaciones hubo que quedarse con un tiro desde lejos de Silva que pasó cerca del arco de Chichizola hasta que llegó la apertura de Estudiantes. Román Martínez se filtró por la izquierda a pura gambeta y Auzqui definió de primera. El Pincha pudo haber aumentado con una réplica de Correa, pero Gil Romero remató desviado desde una buena posición. River repitió viejos defectos: no generó juego y retrocedió mal. Sólo en el primer tiempo, con los avances de Solari, mostró aplomo. Estudiantes, con Román Martínez y el lateral Rosales, estuvo más preciso e hizo la diferencia.

Fabbro otra vez no encontró su lugar y entró Simeone. Ramón, también en el descanso, incluyó a Kranevitter por Aguirre, con alguna molestia. De un contraataque nació el empate. Participaron los tres delanteros: Andrada llevó la pelota, Villalva tiró el centro y Simeone la empujó. Los millonarios mejoraron, pero después no tuvieron profundidad. También debutó Zúñiga (18). Estudiantes se cansó y buscó afirmarse aún más sobre las réplicas. Casi nunca lo consiguió.

En medio del enredado desarrollo si hasta las camisetas se confundieron: River jugó con la alternativa. Para ambos fue como un largo desperezarse.Fte.lanacion