lunes 17 de mayo de 2021 🕒 16:50:55
El tiempo - Tutiempo.net

POLITICA: Capitanich tendrá todo el poder de meterse en todos los Ministerios

600x0_662215Apenas tomó posesión de su despacho en el primer piso de la Casa Rosada, Jorge Capitanich se dedicó a una pequeña misa privada. Católico devoto, convocó para la bendición al autotitulado “cura K” Juan Carlos Molina, un sacerdote muy cercano a la Presidenta y a Alicia Kirchner que estableció un vínculo estrecho con el gobernador chaqueño durante su tarea pastoral de los últimos años en su provincia.

Anoche, cuando se marchaba de Balcarce 50, Capitanich contó que a las 8 de hoy arrancaría la tarea en su nuevo despacho y prometió atender enseguida a los periodistas acreditados en la Casa Rosada. “Voy a dar conferencias de prensa todos los días si es necesario”, anticipó entre los suyos.

Ambas acciones marcan un giro rotundo respecto a los usos y costumbres de su antecesor en el cargo, Juan Manuel Abal Medina. Pero serían apenas el comienzo, porque según se comentaba ayer en diferentes despachos oficiales, el chaqueño llega con la misión de pisar fuerte en varios frentes.

“ Es una topadora. Cristina le dio luz verde para meterse en la gestión de todos los ministerios.

Ya vas a ver. Arranca a las seis de la mañana y no para”, comentó aClarín uno de sus funcionarios de mayor confianza.

Aterrizó en Buenos Aires a última hora del martes y ayer a la mañana comenzó con las recorridas. Pasó por el Palacio de Hacienda, donde conversó con Axel Kicillof y Julio de Vido. Después se acercó hasta el Banco Central donde ya se había acomodado Juan Carlos Fábrega en su nueva oficina y cerca del mediodía visitó a Juan Manuel Abal Medina, que estaba terminando de liberarle su despacho. Todo el tiempo se mantuvo contacto telefónico con Cristina Kirchner.

“Debemos cumplir y hacer cumplir con lo que la Constitución Nacional prescribe en su artículo 100, que es que el Jefe de Gabinete de Ministros es el jefe de la administración del país”, describió minutos después de su jura, mostrando su intención de convertirse en el motor de la gestión diaria de gobierno, mientras la Presidenta, forzada a bajar el ritmo, marca las líneas generales desde Olivos.

“Va a meter mano para racionalizar la comunicación oficial”,comento un funcionario con larga experiencia en la Jefatura de Gabinete. Por “racionalizar” se refería tanto a una intención de moderar la línea más fanática y propagandística que difunden los medios alineados como a controlar el flujo de la millonaria caja de la pauta oficial. Si es así, se anticipa una puja de poder con los jóvenes de La Cámpora que mandan hoy en esa área.

“Vamos a establecer una agenda muy amplia, muy activa, muy dinámica, con el objetivo de cumplir con las metas de Gobierno”, anticipó anoche Capitanich.

Ayer, ya se hablaba de un “Super Coqui” en acción. ¿Será así? Arranca una experiencia inédita en la década kirchnerista.