El tiempo - Tutiempo.net

JUSTICIA: La Corte se pone al frente de la lucha contra la violencia doméstica

Publicación: 10/08/2011

Fotografia de archivo de internet. La problemática de la violencia hacia la mujer se instaló fuertemente en la sociedad en los últimos años y alcanzó un 75% de crecimiento en las denuncias efectuadas de 2010 a la actualidad. Desde el Congreso y el Poder Judicial buscan el camino para tratar un flagelo que se encuentra […]

Fotografia de archivo de internet.

La problemática de la violencia hacia la mujer se instaló fuertemente en la sociedad en los últimos años y alcanzó un 75% de crecimiento en las denuncias efectuadas de 2010 a la actualidad. Desde el Congreso y el Poder Judicial buscan el camino para tratar un flagelo que se encuentra en pleno ascenso y que marcó, según los casos relevados en 2010, un 80% de mujeres afectadas. Ante este escenario, la justicia se puso al frente de la problemática y emprendió un plan contundente para la erradicación de este flagelo. Por su parte, el Congreso nacional puso énfasis en la protección del sexo femenino y busca incorporar al Código Penal la figura del Femicidio.
Según un relevamiento de la Oficina de Violencia Doméstica (OVD), dependiente de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, desde 2008 a la fecha se recibieron 14 mil casos que involucran a unos 19 mil vulnerados y que dieron por resultado cerca de 22 mil expedientes iniciados, de los cuales el 80% pertenecen a mujeres y el 20% restante a varones, pero sólo el 5% del total son varones adultos.

Así, la OVD es el puntapié inicial para insertar de manera contundente una realidad que era muchas veces desconocida, dejada de lado o tal vez negada por el sistema y que hoy intenta ser atendida de manera integral por todos los sectores.

“Comenzamos a trabajar buscando sacar de debajo de la alfombra aquellos temas desatendidos por el sistema judicial y hoy estamos dando acceso a justicia en todo el país a través del ofrecimiento de vías directas de acceso a la justicia”, comenta la vicepresidenta de la Corte Suprema de Justicia y titular de la OVD, Elena Highton de Nolasco. “Desde la Corte pusimos el acento en una problemática que se empieza a poner visible y hoy, a través de estas formas de acceso a la justicia, las mujeres se están animando a acercarse y denunciar”, sostiene la magistrada.

“Destacamos la importancia de darle a los jueces la posibilidad de contar con un informe profesional e inmediato sobre los casos denunciados para que de esta manera puedan tomar las medidas necesarias al instante”, sostiene Highton quien a su vez detalla que la Oficina permanece abierta las 24 horas del día para recibir denuncias y brindar atención a los damnificados a través de un equipo conformado por médicos, abogados y psicólogos; luego, se da paso a la elaboración de las actas pertinentes y se le ofrece al damnificado el acompañamiento para radicar su denuncia en los tribunales civiles, de familia o penales.

LOS CASOS

Las cifras hablan por sí solas de la necesidad de atender de manera profunda e integral una temática en pleno ascenso: durante marzo de 2011 se registraron 744 denuncias, lo que representa un 20% más con respecto al mismo mes de 2009, cuando ingresaron 620 denuncias. Cabe destacar también que fuera de estas estadísticas quedan todas aquellas mujeres y adolescentes que ante esta situación de vulnerabilidad no llegan a la justicia para elevar su denuncia.

En el 82% de los casos, la relación de pareja (parejas, ex parejas, concubinos, cónyuges y novios) es la predominante entre las personas afectadas y las denunciadas. Asimismo, el informe indica que el resto de las relaciones es filial, fraternal o de otro familiar hasta 4º grado de parentesco. Las cifras se agravan aún más si se tiene en cuenta que el 80% de las personas afectadas son mujeres y el 87% de los denunciados son hombres.

La realidad es que la violencia de género se constituye como un terreno prácticamente inexplorado para la justicia argentina: “Un sistema arraigado en una cultura machista”, es la frase que predomina en los congresos de la OVD.

Lo cierto es que la violencia de género es una realidad presente en todos los sectores de la población, sin distinción de edades o clases sociales. Esta problemática creció en los últimos años de manera alarmante, lo cual la llevó a ubicarse en primera plana y en foco de atención tanto de diputados y senadores, como  así también del mismo Poder Judicial.

Las agresiones denunciadas ante la OVD son, en su mayoría, derivadas a la justicia civil y en menor medida a la justicia criminal. Estas derivaciones incluyen a otras tantas que se realizan a instituciones no judiciales, lo que demuestra que se trata de una problemática que requiere de un tratamiento interdisciplinario. “Hoy tanto los jueces de familia como los penales toman medidas en 24 a 48 horas, lo que antes se lograba después de varios meses”, sostiene Highton.

A través de este nuevo mecanismo de atención se logró abordar el tema con mayor celeridad y respuesta por parte de los tribunales dado que previo a la existencia de la Oficina, las denuncias se efectuaban ante la Cámara Civil y los informes necesarios demoraban alrededor de cuatro meses, dada la saturación comprobable de los fueros. Esta falta de celeridad llevó a que los jueces de la Corte descubrieran la necesidad de contar con un equipo de profesionales dedicado a abordar la temática. “Además, vimos como un grave problema que debía resolverse al instante la falta de comprensión de los jueces a la magnitud de esta problemática dado que muchas veces expedientes de lesiones leves eran archivados y esto hablaba de una falta de comprensión por parte de los magistrados de la dimensión de este tema”, explica Highton que a su vez recuerda el tedioso camino que debía emprender un damnificado para llegar con su reclamo a un juzgado que lo llevaba a recorrer comisarías, hospitales, organismos de la nación, de la Ciudad lo que generaba “una constante revictimización que llevaba a que las víctimas fueran quedando en el camino a causa de una falta de sostén en el sistema”.

EL ROL ACTIVO DE LA CORTE

La vicepresidenta de la Corte fue quien embanderó la causa en el Poder Judicial y comenzó, desde la mismísima Corte Suprema un proceso de transformación que buscó emprender una estrategia de políticas públicas -que tienen el firme objetivo de dar acceso a la justicia y evitar la revictimización- enmarcadas dentro de los planes de acceso a la justicia que comenzó a ensayar el Poder Judicial.

La experiencia encabezada por la Corte nacional fue el puntal necesario para que las provincias replicaran el modelo,  siendo una de las primeras experiencias la de Tucumán seguida por Salta y Santiago del Estero.  En este contexto, el 8 y 9 de agosto próximos se realizará en San Miguel de Tucumán el “Primer Encuentro de Trabajo de las Oficinas de Violencia Doméstica de los Poderes Judiciales de la República Argentina”, donde se evaluará el funcionamiento y la aplicación del sistema único de datos estadísticos además del programa de gestión.

“El año pasado las estadísticas de la Oficina de Violencia Doméstica eran consideradas noticias de poco interés.  Ahora, observamos que hay medios hambrientos de tener una nueva estadística. El modo en que se dan las noticias sobre temas de género es muy diverso. Se cambió el lenguaje y los conceptos”, explicó Highton de Nolasco en el marco de la II Jornada sobre Periodismo y Género organizada por la Asociación de Mujeres Jueces de Argentina. Asimismo, remarcó la importancia de dar visibilidad a la problemática, como por ejemplo sucedió “cuando un juez dijo cosas discriminatorias hacia las mujeres y estuvo en la primera plana de todos los diarios. Hace tres años esto hubiera pasado totalmente desapercibido, porque este tipo de declaraciones eran normales”.

Según señala Monferrer, la OVD brinda atención a las víctimas de la mano de profesionales, y al mismo tiempo da a los jueces un informe profesional que de cuenta de la información técnica del caso. Asimismo, se le ofrecen distintas opciones al damnificado de realizar su denuncia ante los tribunales civiles de familia o penales, se brinda refugio y atención médica.Por Luis Sangiorgio

Un Comentario

  1. Diego dice:

    y como si fuera poco la firmas!….

Deja una respuesta