viernes 1 de marzo de 2024 08:29:33

POR LA NUEVAS MEDIDAS DE ECONOMÌA SUBIRÁ EL PRECIO DE TODOS LOS MODELOS DE AUTOS

De acuerdo los anuncios de hoy, los importados aumentan inmediatamente. Los autos fabricados en el país no deberían aumentar, pero si más de la mitad de sus componentes vienen del exterior y el costo subirá proporcionalmente

Las nuevas medidas anunciadas por el Ministerio de Economía tendrán impacto en el precio de la mayoría de los autos que se venden en Argentina. Eso sí, algunos estarán alcanzados por el total del nuevo impuesto, otros apenas por una parte y cuales quedan exceptuados.

Este lunes fue un día de reuniones y análisis en todas las fábricas de automóviles, luego de conocerse que habrá un impuesto del 7,5% a todos los bienes importados para consumo interno (con algunas excepciones).

Ante la consulta, la respuesta prácticamente la misma en todas las automotrices: “Hay muchas áreas involucradas, así que se está analizando cómo se va a implementar y qué alcance tiene en cada modelo”. Palabras más, palabras menos, es lo que está ocurriendo en las terminales.

La industria nacional no tributará el impuesto, pero los componentes importados que tengan sus vehículos deberán pagarloLa industria nacional no tributará el impuesto, pero los componentes importados que tengan sus vehículos deberán pagarlo

El escenario es más complejo de lo que parece. Porque debido al famoso impuesto a los autos de lujo, a fines de agosto se dará la actualización trimestral de esa escala que tiene tres ámbitos de aplicación, los vehículos que no entran, los que entran en la categoría 1, que pagan el 20%, y los de la categoría 2, que pagan el 35 por ciento. Estos últimos son los únicos que no pagarán el nuevo impuesto, ya que el Gobierno dijo que cuentan con una carga impositiva suficientemente alta. El problema que tienen las fábricas ahora es que con el 7,5% del nuevo impuesto nuevo, los modelos que tenían “topeados” para que no paguen ni siquiera la categoría 1, pueden quedar incluidos.

La nueva medida es de aplicación inmediata porque fue publicada en el Boletín Oficial, por lo tanto, ya rige para todos los productos importados. Quién tiene stock lo pagará cuando haga la próxima importación, pero quién debe importar hoy, lo tiene que pagar.

El mejor ejemplo lo da la industria del neumático. Tanto porque traigan productos terminados hechos en Brasil o porque tengan que importar la materia prima, es decir el caucho natural, tanto del sur de Brasil como del sudeste asiático, tendrán que pagarlo. De hecho, una de las marcas que produce neumáticos en Argentina pero importa la materia prima, ya habría decidido que desde hoy sus neumáticos tendrán un 4% de aumento. A ese incremento se deberá sumar el de fin de mes de acuerdo a la inflación.

Aunque los modelos se produzcan localmente, cada componente importado pagará el 7,5%, salvo para los vehículos que se destinen a la exportaciónAunque los modelos se produzcan localmente, cada componente importado pagará el 7,5%, salvo para los vehículos que se destinen a la exportación

¿Qué pasa con los autos?

Los modelos fabricados en Argentina no tienen que pagar el 7,5% de el nuevo impuesto, pero casi todos tienen entre un 25% y un 45% de partes fabricadas en el país, y el resto es material importado.

Como la descripción del impuesto establece que los componentes importados que se utilizan para fabricar vehículos que se exporten estarán exceptuados, sólo el porcentaje de autos que se fabriquen en Argentina para la exportación no tendrían que sufrir ese impacto en sus costos, pero todos los autos que se queden en el mercado interno, sí lo pagarán.

Por ejemplo, si un modelo X se fabrica en Argentina con un 50% de componentes importados, y el 50% de esa producción se exporta, los vehículos que queden en nuestro mercado, tendrán un aumento de costos del 3,75% por sus componentes importados.

Los autos podrían tener tres aumentos entre el 24 de julio y fines de agosto, por el impuesto nuevo, por la inflación y por la nueva escala que determina el ingreso al régimen de autos de lujoLos autos podrían tener tres aumentos entre el 24 de julio y fines de agosto, por el impuesto nuevo, por la inflación y por la nueva escala que determina el ingreso al régimen de autos de lujo

Por supuesto que ese aumento del 3,75%, puede ser del 4% o del 5%, dependiendo de si la proporción de componentes nacionales es menor, por ejemplo del 30% y no del 50 por ciento. A ese precio que aumentará hoy, a seis días de empezar agosto, a menos que el fabricante decida absorberlo, se le deberá sumar la suba por la inflación que llega cada fin de mes, y que se publica en la lista de precios sugeridos que las marcas publican cada 30 días. Dos aumentos en una semana.

Y peor aún para los consumidores, si cuando se conozca la nueva tabla que determina que modelos pagarán el impuesto a los autos de lujo, cerca del 20 de agosto, hay vehículos que quedan adentro de la categoría 1, habrá un tercer aumento en menos de un mes.

Así, saber qué autos se fabrican en Argentina es un buen dato para recordar, porque son los que tendrán menor aumento. Por orden alfabético, los autos argentinos son: Citroën Berlingo, Chevrolet Tracker y Cruze, Fiat Cronos, Ford Ranger, Mercedes Sprinter, Nissan Frontier, Peugeot 208 y Partner, Renault Alaskan, Kangoo, Logan, Sandero y Stepway, Toyota Hilux y SW4, y Volkswagen Amarok y Taos. El resto, aunque vengan de Brasil, pagarán el 7,5% de impuesto.

Los vehículos nacionales cuya mayor proporción de producción se destine a la exportación, podrían tener una ventaja si el fabricante decide absorber el impuesto de los modelos que quedan en el país. EFE/Juan Ignacio Roncoroni/Archivo Los vehículos nacionales cuya mayor proporción de producción se destine a la exportación, podrían tener una ventaja si el fabricante decide absorber el impuesto de los modelos que quedan en el país. EFE/Juan Ignacio Roncoroni/Archivo

Pero aún puede haber más aumentos. Son loso que las marcas no pueden controlar y que llegan de parte de sus proveedores. Muchas piezas que se fabrican en Argentina, tienen componentes importados, así como los neumáticos con el caucho natural. El único modo de evitar el impuesto para esos proveedores, es tener certeza de cuántas unidades debe fabricar para vehículos que se vayan a exportar y cuántas para vehículos que queden en el mercado local. En algunos casos puede ser más simple, pero en otro será imposible.

Entonces, probablemente, termine ocurriendo algo que ya está sucediendo con los neumáticos: un aumento general para estar cubiertos.Fte. I