martes 2 de marzo de 2021 🕒 01:16:09
El tiempo - Tutiempo.net

ELECCIONES EN ESTADOS UNIDOS: SE ACERCA EL DÍA CRUCIAL LAS ÚLTIMAS HORAS DE UNA REÑIDA CONTIENDA

Trump cerrará su campaña el lunes en Grand Rapids, Míchigan, mientras que Biden estará en Michigan y Pensilvania

WASHINGTON – Cinco mítines en sendos estados clave, realizó el domingo el presidente Donald Trump, en las últimas horas de su campaña,  mientras su rival demócrata en la carrera a la Casa Blanca concentró sus esfuerzos en Filadelfia, a pocas horas del día crucial, las elecciones del 3 de noviembre.

Trump viajó luego a Dubuque, Iowa, y después por Carolina del Norte, Georgia y a última hora de la noche, el disputado estado de la Florida, donde desde tempranas horas de la tarde una multitud de simpatizantes le esperaba.

A sus 74 años, a un mes de haber contraído COVID-19 y tras cientos de reuniones en busca de un nuevo mandato, el presidente no muestra señales de cansancio. El lunes también ofrecerá cinco mítines en cuatro estados.

Biden y el respaldo de Obama

Joe Biden está dedicando los últimas horas de su campaña presidencial a exhortar a sus simpatizantes de raza negra a que participen presencialmente en las elecciones durante una pandemia que ha afectado de forma desproporcionada a sus comunidades, apostando a que una nutrida participación mejorará sus posibilidades de triunfo en estados que podrían definir los comicios.

Biden estuvo el domingo en Filadelfia, la ciudad más grande del que está perfilándose como el estado más disputado en las últimas 48 horas de la campaña. Participó en un evento de “souls to the polls” (“almas que acuden a las urnas”) que forma parte de una iniciativa nacional para llamar a los feligreses de raza negra a que acudan a votar.

“Todos los días estamos viendo disparidades basadas en la raza en todos los aspectos de este virus”, dijo Biden durante un evento en el que los asistentes permanecieron dentro de sus vehículos, y en el que tuvo que alzar la voz para hacerse escuchar por encima del sonido de las bocinas de los autos. Declaró que la manera en que el presidente Donald Trump ha manejado el COVID-19 ha sido “casi criminal” y que la pandemia es “un evento de muertes masivas dentro de la comunidad negra”, dijo apelando a ese argumento para conseguir el voto de esa importante comunidad.

La compañera de fórmula de Biden, la senadora Kamala Harris, se presentó en Georgia, un añejo bastión republicano que los demócratas creen podrían ganar, siempre y cuando los votantes de raza negra participen en gran número. La primera mujer de esta raza en una boleta presidencial por uno de los dos principales partidos alentó a una multitud de personas de diversas razas en un suburbio de rápido crecimiento de Atlanta a “honrar a sus ancestros” y acudir a votar, evocando la memoria del legendario defensor de los derechos civiles John Lewis.

Trump intentó quitarle fuerza a las acciones de sus rivales con el argumento de que Biden y los demócratas dan por sentado que tienen el apoyo de los votantes de raza negra.

“Demuéstrenle a Joe Biden y al Partido Demócrata lo que piensan de sus décadas de traiciones y maltratos”, dijo Trump a sus simpatizantes durante un mitin en el norte de Detroit el domingo.

Con más de 91 millones de votos en las urnas, Trump y Biden ya no tienen tiempo para darle un giro drástico a la contienda. En lugar de ello están enfocándose en sus bases e intentan asegurarse que cualquier posible simpatizante ya haya votado o planee hacerlo presencialmente el martes.

Para Biden, eso significa prestarle mayor atención a los votantes de raza negra, que son parte fundamental de la coalición que necesita para enfilarse al triunfo. La recta final de su campaña estuvo diseñada para impulsar dicho respaldo: Después de Filadelfia, viajará a Cleveland y Pittsburgh el lunes.

Y tras presentarse con Biden en Detroit y Flint, Michigan el sábado, el expresidente Barack Obama estará el lunes en Georgia.

“Cautela”

Una encuesta del diario The New York Times y del Sienna College publicada el domingo muestra a Biden por delante de Trump en cuatro estados decisivos. En todos ellos -Pensilvania, Arizona (suroeste), Florida y Wisconsin (norte)- el republicano había ganado en 2016.

Pero los expertos llaman regularmente a la “cautela”, recordando que Trump dio una de las mayores sorpresas de la historia política de Estados Unidos en 2016 al derrotar a Hillary Clinton.

Ante las tensiones que se sienten en todo el país, algunos comercios de varias ciudades, entre ellas Nueva York y Washington, protegieron sus vitrinas por temor a que estallen disturbios tras las elecciones.

En caso de que la votación sea muy reñida y que los resultados tarden en conocerse, algunos temen que los partidarios de ambos candidatos salgan a las calles para reclamar la retirada de su adversario.

Trump cerrará su campaña el lunes en Grand Rapids, Míchigan, el mismo lugar donde lo hizo hace cuatro años para imponerse contra todo pronóstico a su rival demócrata, Hillary Clinton. Biden también estará en Míchigan y Pensilvania.Fte. textual DLA