viernes 30 de octubre de 2020
El tiempo - Tutiempo.net
RADIO EN VIVO

POLITICA: La relación que Graciela Alfano habría tenido con Massera causan revuelo

El presunto romance que Graciela Alfano mantuvo con el represor Emilio Eduardo Massera generó hoy un repudio generalizado de personalidades defensoras de los Derechos Humanos, en tanto que la hijastra de un ex empleado aseguró que la actriz recibió «propiedades» como regalo y fue «una mantenida» del genocida.

En este contexto, la titular de Madres de Plaza de Mayo, Hebe de Bonafini, y los legisladores nacidos en la ESMA y nietos recuperados Juan Cabandié y Victoria Donda unieron sus críticas hacia la actual jurado de «Bailando por un Sueño».

En las últimas horas, en medio de una pelea por la red social Twitter, el conductor Jorge Rial recordó los rumores sobre la relación entre Massera y Alfano, quien no los negó.

«Salir con un genocida no significa ser responsable de 30 mil desaparecidos», sostuvo Alfano.

Hebe de Bonafini dijo que «todo el mundo sabía que andaba» con Massera y recordó que a las Madres de Plaza de Mayo la figura de la actriz «siempre nos repugnó».

«Contestarle a esta mujer es perder tiempo. Todo el mundo sabía que andaba con él. A nosotras, que también lo sabíamos, nos repugnó siempre. Nos dolió. Hay que ignorarla. Es una mujer desdichada. Una pobre mujer que se acostó con un genocida», aseguró Bonafini.

Donda y la legisladora porteña Gabriela Cerruti, por su parte, fueron al programa de Rial y coincidieron en que la actriz debe ser citada por la Justicia.

En tanto, el legislador Cabandié dijo que las palabras de Alfano «han sido realmente dolorosas», e indicó que «si hizo uso de las mieles del poder debió haberlo dicho en democracia».

En declaraciones a Radio la Red, el legislador reelecto por el Frente para la Victoria aclaró que la actriz «tampoco lo afirmó», aunque remarcó que «si así fue y tuvo una relación con esa persona miserable, responsable del nacimiento de más de 20 nietos en la ESMA; si esta persona ha tenido un vínculo o una relación con esta persona, hubiese sido importante conocerlo».

«Si hacía uso de las mieles de ese poder que fue la peor página de la historia argentina, cuando vino la democracia tendría que haber puesto en evidencia aquello que haya conocido, algo a lo que no han sido ajenas ni Mirtha Legrand ni Susana Giménez», sostuvo el referente de la juventud K.

Cabandié remarcó que «las declaraciones han sido realmente dolorosas» ya que «es haber escondido una negación por la realidad, incluso esconden esas palabras la mayor perversidad de una persona que está de la vereda de enfrente del pueblo argentino: eso es estar con Massera».

«Que la sociedad ejerza la condena que tiene que ejercer sobre este personaje, que no es aislado, sino que hubo otros», dijo y valoró que, a pesar del tenor del los dichos de Alfano, «esto nos permite poder discutirlo».

Mientras tanto, los detalles del supuesto romance -que en agosto de 2010 habían sido dados a conocer por la Dirección de Inteligencia Nacional de Chile- fueron profundizados por la hijastra de quien fue chofer de Massera durante la última dictadura militar.

Gabriela, hija de la mujer de Rafael Blasi, tenía 15 años cuando dijo que fue testigo de la relación amorosa que el almirante mantuvo con la vedette y conoció detalles gracias a los comentarios de su padrastro.

«Era muy poquito lo que Blasi podía traducir o entrever, pero sí la nombraba a Gracielita. Decía que Massera estaba muy enamorado, que había que cubrirlo porque tenía una familia. Lo mencionaba como si fuera una picardía de chicos», aseguró en declaraciones a Radio La Red.

La hijastra del custodio de Massera dijo que Alfano era la preferida entre las amantes del marino y que «vivieron una relación paralela al matrimonio bastante tiempo».

Los nueve años que su madre fue pareja de Blasi, Gabriela vivió con su abuela y sólo la visitaba en la puerta de la casa, ya que la acusaban de «subversiva».

Incluso, la mujer afirmó que Alfano no podía desconocer lo que pasaba en el país y que recibió costosos regalos de Massera, entre los que mencionó «un reloj Cartier y también una moneda de oro maciza que le trajo desde México», presuntamente para sanar un «enojo» de la vedette con el dictador.

«Muchas de estas cosas fueron vividas por mí con dolor, así que sólo quiero decir que Graciela Alfano fue una mantenida de este genocida, no tengo otro interés. Ella hacía manejos y había que tratar de conformarla. No tengo conocimiento de que le hayan dado autos, pero sé de propiedades», concluyó. Fte.eldia.com.ar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.