El tiempo - Tutiempo.net

INSEGURIDAD: Fuera del Cinturón Sur sigue la inseguridad

Publicación: 5/07/2011

Un hombre de 76 años fue asesinado a golpes por ladrones que robaron en su casa del barrio porteño de Villa Mitre a la cual ingresaron simulando ser empelados de la empresa eléctrica Edesur El hecho ocurrió pocos minutos después de las 12 en la vivienda situada en la avenida Nazca 1750, junto a una […]

Un hombre de 76 años fue asesinado a golpes por ladrones que robaron en su casa del barrio porteño de Villa Mitre a la cual ingresaron simulando ser empelados de la empresa eléctrica Edesur

El hecho ocurrió pocos minutos después de las 12 en la vivienda situada en la avenida Nazca 1750, junto a una casa de artículos de iluminación cuyo local también pertenecía a la víctima.

Al lugar llegaron tres hombres de unos 40 años, quienes estaban vestidos con ropa de electricista similar a la utilizada por empleados de Edesur.

Al tocar el timbre del domicilio los sujetos fueron atendidos por el dueño de casa, identificado como José Badano, a quien le preguntaron si era el propietario del comercio lindero de ventas de artículos de iluminación.

Al responderles a los hombres que él sólo era el dueño del local y que el negocio pertenecía en realidad a una mujer que lo alquila, los falsos operarios le explicaron que de todas maneras debían pasar al fondo de su casa para hacer algunas reparaciones en la instalación del cableado de electricidad, debido a supuestos cortes de luz en la cuadra.

Las fuentes informaron que Badano permitió ingresar a los tres hombres, quienes una vez adentro lo atacaron a golpes para robarle.

Según pudo reconstruir la policía, el dueño de casa fue golpeado en la cabeza y el pecho en el living de la vivienda, donde cayó al piso y quedó malherido con un corte en el cuero cabelludo por el cual perdió abundante cantidad de sangre.

Luego de unos minutos los asaltantes escaparon con dinero y objetos de valor de la víctima y desaparecieron de la zona. Más tarde, a través de una puerta interna que conecta su vivienda con el comercio de iluminación lindero, el hombre logró comunicarse con la encargada de ese negocio y le contó lo que había sufrido.

La comerciante llamó al servicio de emergencias 911 y entonces varios patrulleros de la comisaría 41 arribaron al lugar. Al entrar a la casa de la víctima los agentes encontraron al hombre muerto en su dormitorio y advirtieron que la vivienda estaba en absoluto desorden.

Luego de analizar los testimonios de vecinos de la cuadra, los investigadores establecieron que los falsos electricistas se movilizaban en una camioneta utilitaria y que tras el homicidio habrían fugado por la avenida Nazca en sentido hacia el barrio de Villa Del Parque.

El caso, caratulado “homicidio en ocasión de robo”, quedo a cargo del juez de instrucción porteño Pablo Ormaechea.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.